actividades y talleres para que nuestros mayores sigan activos en verano

Las mejores actividades y talleres para que nuestros mayores sigan activos en verano

Las altas temperaturas pueden suponer un obstáculo para que las personas mayores tengan una vida activa durante los meses de verano. Todos somos conscientes de los beneficios de la actividad física pero, según las circunstancias, en verano esto puede llegar a ser peligroso para la salud. Las personas mayores son las que tienen más riesgo de sufrir enfermedades causadas por las altas temperaturas, como golpes de calor o deshidratación, por lo que es importante buscar alternativas que permitan a los mayores evitar el sedentarismo pero de forma saludable y sin que esto suponga un riesgo para su salud. Existe, sin embargo, una gran variedad de actividades y talleres para que nuestros mayores sigan activos en verano.

Actividades al aire libre

Las actividades al aire libre son una buena opción no solo porque permiten mantener un estilo de vida sino porque el contacto con el exterior tiene también un impacto muy positivo con el estado de ánimo de las personas mayores. La clave es aprovechar las horas de menos sol, además de realizar actividades físicas más ligeras y llevaderas.

  • Caminatas y paseos en parques

Las caminatas y paseos son una muy buena opción para mantener un hábito saludable, pero estas deben llevarse a cabo durante los momentos en los que el sol tiene menos fuerza. Salir temprano por la mañana o a última hora de la tarde reducirá el riesgo de sufrir un golpe de calor al mismo tiempo que se mantiene un estilo de vista activo.

  • Ejercicios suaves y yoga en el jardín

Otra alternativa que puede ayudar a las personas mayores a mantenerse activos en verano son los ejercicios de yoga. Son ejercicios de bajo impacto, sabiendo además que las posturas se pueden adaptar a las necesidades y al estado físico de cada persona, por lo que es un tipo de actividad recomendable para personas mayores. En los centros de mayores de la Comunidad de Madrid puedes encontrar cursos y talleres para aprender y practicar esta actividad tan beneficiosa para potenciar la calidad de vida física y mental.

  • Jardinería y horticultura

La jardinería puede ser también una muy buena opción para realizar ejercicio físico moderado durante el verano. Como en los casos anteriores, deben evitarse las horas de más calor para evitar riesgos para la salud. Es una actividad que ayuda a aumentar la fuerza y flexibilidad de los músculos y articulaciones, además de fomentar la creatividad.

Actividades sociales y recreativas

Las actividades sociales y de tiempo libre son también muy importantes para que las personas mayores se mantengan activos en verano. Ayudan a descansar de la rutina y son una gran oportunidad para socializar y entretenerse.

  • Reuniones familiares y picnics

El verano ofrece una gran oportunidad para pasar un mayor tiempo con nuestros seres queridos. Reuniones familiares, picnics o excursiones serán de gran ayuda para la salud cognitiva y emocional de los mayores.

  • Juegos de mesa y cartas

Los juegos de mesa, además de ser una fuente de entretenimiento, ofrecen numerosos beneficios. Constituyen una excelente opción para mantenerse mentalmente activos, especialmente durante las horas más calurosas del día. Estos juegos no solo estimulan las capacidades cognitivas de las personas mayores, sino que también mejoran la atención, la concentración y la memoria. Además, facilitan la socialización y sirven como un valioso recurso para aliviar el estrés y la ansiedad. No hay duda de que  los juegos son una herramienta multifacética que contribuye al bienestar mental y emocional y que ahora en verano, con más tiempo en familia, podemos explotar al máximo.

Actividades culturales y educativas

Además del ejercicio físico y las actividades más sociales, las actividades más culturales son también de gran ayuda para que las personas mayores mantengan un estilo de vida activo y saludable durante los meses de verano. Potencian la creatividad y ayudan también al buen mantenimiento de la salud mental y cognitiva.

  • Clubes de lectura y tertulias literarias

La lectura ofrece numerosos beneficios para la salud de nuestros mayores, ya que ayuda al cerebro a mantener las estructuras necesarias para evitar el deterioro cognitivo. Cuando además ésta se integra en forma de club de lectura, o tertulia literaria, incorpora también beneficios socializadores que pueden ser de gran ayuda para los mayores.

  • Visitas a museos y exposiciones

Fomentar el aprendizaje de nuevos conocimientos en los adultos mayores contribuye a su crecimiento personal, al mismo tiempo que ayuda a mantener un estilo de vida activo. Las visitas a museos, las clases o exposiciones emergen como una muy buena opción para evitar el sedentarismo durante el verano.

Cursos y talleres

Encontrar actividades y talleres para que nuestros mayores sigan activos en verano puede ser una opción muy acertada. Las comunidades, ayuntamientos locales y fundaciones suelen ofrecer alternativas que pueden ser de gran ayuda para acompañar a nuestros mayores durante estos meses de menor actividad.

La Comunidad de Madrid, por ejemplo, ofrece un programa de envejecimiento activo y saludable durante todo el año, con actividades concretas para estas fechas para disfrutar del ocio y el tiempo libre.

Los Centros de Mayores, pertenecientes al Ayuntamiento de Madrid, también ofertan actividades de verano. En concreto, los Centros Ciudad Lineal (ocho centros repartidos por el distrito) ofrecen actividades de verano (julio y agosto), para ponerse en forma, entrenarse en nuevas tecnologías, practicar taichi, o aprender a relajarse.

También son muchas las fundaciones que tienen el objetivo de ofrecer acompañamiento a las personas mayores a través de actividades, cursos o talleres que contribuyen a la mejora de la salud.

  • La Fundación La Caixa gestiona ciclos de conferencias, concursos literarios o programas de formación, con lo que pretende acompañar a las personas mayores facilitando la construcción de relaciones de apoyo que faciliten oportunidades para el desarrollo de una vida plena y comprometida.
  • La Fundación Telefónica, a través del programa Renacer Digital, lleva a cabo talleres y cursos para personas mayores con el objetivo de acortar la brecha digital, conectar a los mayores con sus familias y conseguir que sean autónomos digitalmente.
  • Desde la Comunidad de Madrid, en colaboración con los ayuntamientos locales, se ofrecen numerosos talleres que pueden ser de gran ayuda para nuestros mayores. Algunos de estos cursos son: talleres jurídicos, talleres de memoria y estimulación cognitiva, taller de dietética y nutrición o talleres para aprender a utilizar correctamente la tecnología.

El verano es la estación perfecta para que nuestros seres queridos mayores se mantengan activos y comprometidos a través de actividades y talleres especialmente diseñados para ellos. Aprovechar esta época del año que ofrece días más largos, temperaturas más cálidas, y más tiempo ocioso, no solo les brinda una oportunidad de socializar y aprender nuevas habilidades, sino que también promueve su bienestar físico y mental. Participar en talleres de verano puede despertar pasiones dormidas, proporcionar rutinas saludables y, lo más importante, crear recuerdos inolvidables en un ambiente cálido y acogedor. Pero también aprovechar para realizar actividades que en otras épocas de año resultan más complicadas por falta de tiempo en familia o factores ambientales les hará reactivarse y potenciar su bienestar integral.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *